jueves, 25 de noviembre de 2010

Marketing para la reputación online

Los tiempos cambian, esto es indudable, y con ellos el marketing también. Al igual, como muchas veces se ha comentado, que el marketing tradicional ha muerto, el ‘nuevo’ marketing pertenece a un universo cambiante en el que el mundo online está a la orden del día. A su vez, las empresas (aunque poco a poco) se van sumando a las nuevas vías surgidas y desempeñan diversas estrategias en este medio. Acciones que pretenden buscar nuevos clientes y fidelizar a los que ya tienen. Y de ello depende muy mucho la reputación.

Transparencia, retroalimentación, inmediatez… son sólo algunos conceptos que vienen íntimamente relacionados con el marketing online. Nociones que invitan a los embajadores de las marcas a comentar, opinar y sugerir. Una serie de opciones que deberían analizarse y medirse, pero siempre desde el punto de vista de que un sólo comentario, una mala/buena crítica o una acción rechazada no significan reputación. Reputación es algo más: es un camino a largo plazo que debe prestar atención a diferentes plataformas –offline y online- y no sólo centrarse en un tipo de medición por objetivo (RRHH, políticas, stakeholders, etc).

Por su parte, para poder medir la reputación online existen varias herramientas que ofrecen la posibilidad de llevarlo a cabo. Como siempre, las hay gratuitas (Google Alerts, Blog Search, Technorati, Wikio,…) y de pago (Nielsen Buzz Metrics, SMMART, Attentio,…). Herramientas que deben atender a la multitud de opciones que busquemos y que no son un mero trámite en el informe final.

Las empresas somos volubles y más, si nos ofrecemos a las opiniones externas. Por ello tenemos que tener en cuenta el qué se dice y cómo se nos aprecia para, en definitiva, alcanzar la tan ansiada proactividad.

No hay comentarios: